miércoles, 10 de diciembre de 2014

Tener suerte...


Hola a tod@s!

 

Quién de nosotros en alguna oportunidad de nuestras vidas no ha pedido un milagro?

Quién no ha suplicado al cielo el favor divino ante un acontecimiento que nos cause dolor o sufrimiento?

 
Por definición, un milagro es el suceso extraordinario y maravilloso que no puede explicarse por las leyes de la naturaleza y se le atribuye a Dios o a un ser sobrenatural…

 
Yo me pregunto… cuántos de nosotros hemos sido bendecidos por un suceso así?

Quizás muchos me dirán; “yo jamás… eso pasa sólo en películas”…

Creo que depende del valor que le demos a lo que nos acontece a diario, tal vez más de uno vivamos pequeños milagros cada día y no lo valoremos como tal…

 
Mucha gente habla de la suerte, de tenerla o no. Sin embargo, se dice que la suerte es una causa o fuerza que supuestamente determine que los hechos y circunstancias imprevisibles, (o no intencionados), se desarrollen de una manera o de otra…

La gente “suertuda”, es aquella que tiene seguridad en sí misma… que anda por la vida de manera positiva, viendo siempre el mejor lado de las cosas, teniendo completa fe en que todo le saldrá bien…

 
Y si ésa fuera la razón?

Si ver la vida con una actitud positiva, amanecer cada mañana con una sonrisa, fuera el detonante suficiente para atraer los milagros o suerte?…

 
Cuántos de nosotros estaría dispuesto a cambiar?

Quiénes acabarían con esa terrible costumbre de quejarse por todo, y no me refiero a quien sufre una enfermedad, sino a todos los que ven todo lo malo en el mundo….

 “El vaso medio vacío”…


Gran cantidad de personas dedican su vida a maldecir su suerte, sin saber que esa actitud es como una gran pesa atada a sus pies cuando intentan nadar a la superficie…

Tratemos de ver la vida con nuestra mejor cara… si las cosas te van bien, continúa sonriendo!

Si estás pasando por un mal momento, busca un motivo para impulsarte a sonreír…

No puedo asegurarte que recibas un milagro… pero sí te cambiarán las circunstancias desagradables que te toque vivir… por otro lado, también te favorece físicamente… Dicen que ningún rostro sonriente se ve feo, y los demás se verán más dispuestos a acompañarte…

Sólo con cambiar de actitud…

Te deseo mucha suerte!!

 

Hasta la próxima!